¿CÓMO PUEDES COLABORAR?

¿Dispones de un ratito a la semana y quieres colaborar con nosotras?

Aquí te dejamos nuestro panfleto para que no nos olvides!!

QUE HACEMOS

Anuncios

¿QUÉ ES EL ACOMPAÑAMIENTO? ¿NOS ACOMPAÑAS?

Aunque ya hemos hablado del ACOMPAÑAMIENTO, y os hemos pedido colaboración en ello, hoy vamos a contarlo con más detalle.

El acompañamiento, no es más que eso, ACOMPAÑAR a las personas inmigrantes, en todos los trámites que sean necesarios para que la llegada a nuestro país no sea un infierno.

Imagen1.jpg

En nuestro caso, el de la Red de apoyo a inmigrantes de Jerez, Dimbali, los inmigrantes son niños y adolescentes africanos, tanto en tránsito a través de la península, como los que quieren instalarse en nuestra tierra. Son jóvenes que han sido expulsados de los centros de menores, o que duermen en el albergue, o en las calles, en casas ocupas, en nuestras casas, o en el pasillo de la biblioteca cuando no ha habido más remedio.

Acompañar es INFORMAR, para lo cual tenemos que informarnos antes. Informar sobre cursos, sobre talleres, sobre cómo legalizar su situación, sobre cómo solicitar asilo, o la consideración de refugiado, sobre cómo denunciar maltrato, cómo poder comer en un comedor social.

Acompañar es GESTIONAR, para lo cual debemos de saber qué, dónde, cuándo y con quién hacerlo. Y para saber, debemos aprender a pasos acelerados, a trompicones, porque no somos profesionales del tema, porque tan sólo sabemos de lo que sabemos, uno de hacer pan, otro de dar clase,  del mar, de arte, de crianza, estudiar…

Acompañar es ESPERAR junto a ellos a que nos atiendan, a que quieran escucharnos, en el ambulatorio de barrio, el hospital, en la cola del Ayuntamiento, para hablar con la responsable del albergue, en la puerta de colectivos sociales, en Proyecto Hombre, en las estaciones de bus, en las plazas, en nuestras casas.

Recuerdo un día, cuando un compañero acompañó a un chico al dentista. Nunca olvidará la cara de preocupación y extrañeza del chico cuando se tocaba el labio y no lo sentía. Fue divertido, pero te hace ver que cosas tan básicas para nosotras, para ellos no siempre lo son.

Imagen3

Acompañar es ESCUCHAR,  verles caer en las drogas y querer levantarse, verles pedir ayuda a gritos ante un sistema que les vuelve la espalda. Acompañar es estar ahí, a su lado,  en la plaza o en la puerta de Proyecto Hombre u otro colectivo que pueda ayudar.

Acompañar es DESPEDIRSE, en una estación de bus, sin saber si volveremos a vernos, sin saber cómo le irá, pero deseándole toda la suerte del mundo que hasta ahora no ha tenido.

Acompañar es DENUNCIAR junto a ellos la situación de vulnerabilidad en la que se encuentran, las injusticias que este sistema comente con ellos y con todas las personas que no se ajustan a unos cánones.

Acompañar es TRADUCIR DOCUMENTOS, AYUDAR A REDACTAR CURRICULUMS, ES AYUDARLES A ABRIR CUENTAS DEL BANCO, IR CON ELLOS PARA QUE LES ALQUILEN PISOS.

Acompañar es SOLICITAR la documentación necesaria para que puedan ser legalizados, en Embajadas o Consulados de distintos países, en los países de origen de cada uno, a las familias, al Ministerio de Asuntos Exteriores, a correos.

Imagen1

Y acompañar es PAGAR. ¿Qué cosas se deben pagar? Algunos ejemplos:

  • Solicitud de actas de nacimiento de cada chico al que se le quiera solucionar su documentación. Dependiendo del país, puede ser entre 20 y 50 euros, mandarla por correo privado, 60 euros más, su paso por el Ministerio de Asuntos Exteriores, 25 más, sello del Ministerio de Justicia, otro tanto…. Sin contar con las manos por las que haya podido pasar antes de salir del país. La partida de nacimiento de un chico de Mali, nos ha podido costar 120 euros. Si resulta que al llegar a España faltaba un sello, hablamos de más de 200 euros.
  • Para solicitar un duplicado del pasaporte porque se lo hayan quitado a su paso por otro país. Primero, viaje al Consulado o Embajada del país (Algeciras, 30 euros de bus ida y vuelta, Madrid, 80 euros i/v), trámites, unos 40 euros, fotografías, 7 más, vuelta a los 15 días para recoger pasaporte, otros 30-80 euros más. Hablamos que para que un joven pueda sacar su pasaporte, tendrá que gastar como mínimo 200 euros. Si sumamos los 120 de solicitar la partida de nacimiento, haced cuentas!
  • Joven que tiene su familia en Francia y ha de llegar hasta allí, viaje en bus, 70 euros.
  • Y así suma y sigue…

Nuestro objetivo es que chicos inmigrantes que están en la calle, en el albergue o en nuestras casas alojados temporalmente, puedan tener su documentación arreglada, puedan llegar a donde quieren llegar, con sus familias, amigos, donde pueden tener un futuro. Que las fronteras que cada día ponen más altas, las derrumbemos con nuestras ganas.

Como muchas y muchos sabréis, Dimbali lo formamos un colectivo de personas unidas con un mismo objetivo, mediante el apoyo mutuo, la solidaridad y la autogestión luchamos porque estas personas tengan una acogida digna.  No tenemos ingresos más que los nuestros, y los que la gente solidaria y concienciada nos hace llegar.

Hoy, os pedimos vuestro apoyo. ¿Cómo?

ACOMPAÑANDO A LOS CHICOS

ACOMPAÑÁNDONOS A NOSOTRAS

MEDIANTE AYUDA ECONÓMICA PARA QUE PODAMOS SEGUIR AYUDÁNDOLES 

 

#migrarnoesdelito

#derechoamigrar

#acogidadigna

#nadieesilegal

 

¡VAMOS DIMBALI!

¡El Dimbali FS ha comenzado con ganas!

WhatsApp Image 2019-05-03 at 11.25.43

Ya vamos a por el segundo entrenamiento y todos los chicos están emocionados, animados y con MUCHA ENERGÍA!!

¡SÓLO HAY QUE VERLES LA CARA!

Sin equipamiento, sin zapatillas de futbito, sin pista para entrenar fija, pero con muchas ganas y un magnífico entrenador  (Iván), Marta la ayudanta y  al inspirador (Jare). ¡GRACIAS! Y a José Luis Lozano por sus fotos.

Desde aquí os hacemos la siguiente petición para que este proyecto pueda ser posible:

WhatsApp Image 2019-05-02 at 23.12.53

¿TE VIENES A ANIMAR AL DIMBALI?

¡¡GRACIAS ATXONDO!!

Noticias que nos ayudan a seguir trabajando desde la Red de Apoyo a Inmigrantes Jerez, Dimbali.

El 1 de mayo partieron hacia Bilbao nuestros amigos Rachid y Sadik, ambos marroquíes, cuya llegada al territorio europeo estuvo repleta de grandes vicisitudes y en tiempos distintos.

Rachid, tras pasar un tiempo en el albergue de Jerez, fue expulsado y quedó durmiendo en la biblioteca de la CNT, en el edificio de los sindicatos y en la calle, teniendo a su favor un cierto conocimiento del castellano. Sadik, a su vez, es un recién llegado en las últimas pateras que arribaron a las playas de Cádiz, tras pasar varios días entre barcas, llegó a Jerez, donde se alojó en la biblioteca de la CNT, en casa de un amigo y en la calle, siendo su conocimiento del castellano nulo.

WhatsApp Image 2019-05-03 at 18.56.26 (1).jpeg
Con la gente de la Red el día que se confirmó sus viajes

Tenían un destino incierto, pero la suerte y el trabajo excelente de colectivos que apuestan por la solidaridad entre las personas se cruzaron en sus caminos, y desde hace unos días forman parte del programa Atxondo, cerca de Durango (Vizcaya).

WhatsApp Image 2019-05-02 at 10.33.59
Rachid y Sadik junto a uno de sus nuevos compañeros y Txapu

Hablamos de un pequeño pueblo, rodeado de naturaleza, donde una casa particular fue arreglada por la gente del lugar para acoger en verano a niños y niñas saharauis, convirtiéndose en un pueblo de acogida para seis personas migrantes por tiempo indefinido, actualmente son cuatro senegaleses, junto a  Rachid y Sadik. El pueblo y la zona se vuelcan con ellos, donde además de techo y comida, tienen clases de español, huertos comunitarios para cultivar, tiendas donde poder ir a comprar necesidades básicas, una Escuela de Hostelería cercana para formarse… y muy buen ambiente para trabajar la integración y el apoyo mutuo.

WhatsApp Image 2019-05-02 at 19.05.41
Contentos en Atxondo!!

Sabemos que están felices, que se sienten acogidos, con un largo camino aún por recorrer, ya que es una etapa más que les ayudará a recomponer sus vidas y buscar un futuro mejor para ellos y sus familias.

Queremos agradecer desde la frontera sur del territorio español, donde nos encontramos la Red Dimbali al pueblo de Atxondo y a su iniciativa acogedora para con las personas migrantes, la posibilidad de abrirles un camino seguro hacia una vida mejor.

NACE EL DIMBALI FS

Tras la gran experiencia vivida en el Campeonato Antirracista llevado a cabo por Barrio Abierto en Cádiz, el gusanillo del fútbol ha resurgido PNE0fQON_400x400en nuestras piernas!

Así que nos hemos decidido a unir deporte e integración mediante la creación del DIMBALI FS.

D5VvCFhWkAImPXd

Dimbali FS se presenta como un proyecto de la Red que pretende fomentar los lazos de unión, igualdad, solidaridad y apoyo entre todas las personas por medio del deporte, en nuestro caso concretamente a traves del equipo de fútbol sala.

58857959_586441958508382_5041380621465681920_o
NADIE ES ILEGAL. Imagen tomada en el partido del Xerez CD-CD Guadalcacín

El pasado sábado 27 fue su primer entrenamiento, y desde ese mismo momento el equipo empieza a dar sus primeros pasitos, pequeños y sin prisa por ahora, pero con la vista puesta en un horizonte en el que podamos alcanzar todos nuestros objetivos, sociales y deportivos.

D5VvBBGW4AAsdnR_003
Imágenes del primer entrenamiento del Dimbali FS

¿TE ANIMAS A JUGAR CON NOSOTROS?

¿QUIERES COLABORAR DE ALGUNA MANERA? CON TU TIEMPO? APORTANDO MATERIAL DEPORTIVO? BALONES? ROPA PARA ENTRENAR?

Y RECUERDA:

NADIE ES ILEGAL

NO ONE IS ILLEGAL

Síguenos en twitter:   https://twitter.com/DimbaliFS

Aurora, la de Trebujena

“Hoy quiero compartir con vosotros mi experiencia como profe en las clases de español en la Red de apoyo Dimbali.

Desde el primer momento cuando vi  aquella publicación en las redes sociales donde se necesitaban voluntario/as para dar clases a los chicos, no lo dudé ni un segundo. Enseguida me puse en contacto con la red para pedirles información sobre los horarios y todo lo demás. A  los pocos minutos ya había recibido una respuesta.

Recuerdo que era un 9 de Enero sobre las 2 de la tarde, y ese mismo día cogí mi autobús y me planté allí. Llegué un poco antes del horario de las clases, para que me fueran explicando un poco la dinámica, me recibieron muy bien y me fueron contando su experiencia como voluntarias con los chicos en las clases. Recuerdo que estaba un poco nerviosa, no sabía si iba a poder dar el cayo, pero poco a poco esos nervios se me fueron quitando.

WhatsApp Image 2019-04-18 at 17.23.16
Aurora impartiendo clases, al fondo de amarillo

Los chicos fueron llegando y me iban saludando, todos muy educadamente.  Al fin llegó la hora de las clases y allí estaba yo, rodeada de jóvenes con unas ganas tremendas de aprender, de darlo todo y de intentar salir de allí con al menos una palabra aprendida.

Pero lo que ellos no sabían es que la que más había aprendido ese día había sido yo. Sabía que iba a salir contenta de mi nueva experiencia, pero la verdad es que superaron mis expectativas. Al ver a esos chicos, alguno de ellos menores, con esa sonrisa de oreja a oreja y con esas ganas inmensas de superarse como persona aún después de todo lo que habían tenido que pasar para estar allí, me partía el alma a la vez que me hacía sentir orgullosa por ellos sin apenas conocerlos. No dude en repetir al día siguiente, y así pues llevo ya 3 meses en los que me han enseñado tanto…

WhatsApp Image 2019-04-18 at 17.25.43
Aurora junto a otras compañeras y chicos de la Red

Poco a poco vas conociéndolos, vas sabiendo sus historias, alguno de ellos se abren a ti y te van contando sus experiencias, sus sentimientos, sus emociones, sus miedos, sus dudas, sus alegrías y es tanto lo que te aportan que no sabría explicarlo. A veces, sólo basta con eso, con prestarle tu oído, tu hombro, tu atención, que ellos sientan que no están solos y que existimos personas que estamos aquí para darle apoyo.

Sólo puedo decir, que en estos tres meses mi vida ha cambiado para bien y que cada día estoy más contenta de haberme puesto ese 9 de enero en contacto con la Red, gracias a mis compañero/as voluntario/as , porque allí yo también he encontrado una familia, un súper equipo lleno de gente maravillosa dispuesto/as a darlo todo por ayudar a cualquier persona que lo necesite, y eso… No cualquiera puede contarlo.

Os animo a que viváis mi experiencia os llenará el alma de felicidad.

¡¡Saludos!!

¿ME DAS UNA OPORTUNIDAD?

Ya os hemos hablado en otras ocasiones sobre el acogimiento de Menas (menores extranjeros) y Ex-menas (una vez cumplida la mayoría de edad, o que así lo considere la Junta de Andalucía sin que realmente lo sean).

56957782_10218739282704112_1741112426775969792_o

Hace unas semanas pedíamos casas de acogida temporal (1 mes), para jóvenes que se encuentran en situación de desamparo, obligados a dormir en la calle y, con suerte, en albergue cuando hay sitio, que pocas veces suele ocurrir.

Afortunadamente, varias personas se animaron a tender una mano y darle cobijo a estos chicos. Pero el tiempo va pasando y necesitamos que la lista de casas de acogida sea cada vez mayor.

57107314_10218739350985819_4864497044829503488_o

Hoy queremos pedirte que te animes a compartir un trocito de tu vida, aunque sea un  mes, con un chico. Además con alguien muy especial.

No diremos su nombre, pero sí que es tímido y cariñoso, que le encanta la playa y montar en bici. Que viene de Nador y que en breve, no tendrá un techo donde dormir.

¿Quieres darle una oportunidad a este joven?

Y a ti, ¿Quieres dártela?

Para 1 mes, prorrogable si lo deseas y estáis de acuerdo.

Tendrás todo nuestro apoyo.

ENRIQUECE Y ENGRANDECE TU VIDA

¡¡ACOGE!!

Y para que te pongas en la piel de estos chicos, lee la entrada que hicimos hace pocos días sobre lo que un chico acogido en una familia siente una mañana cualquiera:

¡Levanta Mamadou! Levanta! Que ya son las 8!

tomadas-de-las-manos.2

Y Mamadou, de un salto, salió de la cama.

Con los ojos aún cerrados, tanteó el suelo,

sintió sus zapatos, se los puso, cogió la mochila y se apresuró a salir de allí.

Cuando abrió los ojos y espabiló, ya estaba en la calle.

Mamadou, ¿a dónde vas? Una voz sonó tras él.

Una voz tranquila y dulce.

¿Qué haces ahí fuera en pijama? ¿Por qué no has desayunado?

¿Dónde vas con la mochila de la peque?.

El chico se volvió a la voz, miró a un lado y otro de la calle.

Se miró los pies, las manos, la mochila rosa de Peppa pig,

Y sonrió.

Sonrió a carcajadas.

Sonrió tan grande, que sus ojos lloraban.

tomadas-de-las-manos.1

Lentamente, regresó a la casa,

y en esa inmensidad de segundos que separaban la calle de la puerta,

repasó su vida.

Y no, ya no estaba en el albergue.

Ya no tenía que levantarse, y con lo puesto, salir de allí y

deambular, horas y horas por el pueblo, horas y horas, bancos y plazas,

miradas, dedos que señalan.

Ya no tenía que hacer cola en el comedor social,

ni volver al toque de queda al albergue para no quedar en la calle.

Ahora estaba la Mami, y la peque, que le miraba con ojos de cabreo mientras se abrazaba a su Peppa pig.

Ahora el despertador sonaba para ir al instituto,

para darle tiempo a vestirse, a desayunar,

Para darle tiempo a preparar su mochila,

para hablar con los ojos pegados con su nueva mami,

y para sentirse de nuevo un adolescente.